Publicado el

Aspectos positivos que debemos buscar en un préstamo personal

Cuando buscamos un préstamo personal, solemos tener muchas dudas, primero las propias, por saber si es realmente indicado lo que estamos haciendo, saber qué impacto tendrá esa decisión en nuestra economía personal futura y entender si estamos capacitados para asumir la responsabilidad de devolver una determinada cantidad de dinero en los siguientes meses. Pero, una vez que hemos desechado esas dudas y estamos seguros de que realmente daremos el paso de recurrir a un préstamo personal, surgen otra clase de inquietudes, estas están relacionadas con lo que debe tener ese crédito para que lo escojamos.

Aspectos positivos que debemos buscar en un préstamo personal
¿Cuáles son  las características positivas que debe tener un préstamo para que lo escojamos? Esa es la pregunta que debes hacerte antes de solicitar el producto en cuestión. En principio, tendrás que definir la entidad a la que recurrirás, puede ser un banco o una empresa financiera, en tal caso, tendrás que definir qué es lo que debería tener u ofrecer cada institución para que la elijas. Algunas de las características positivas podrían ser:

-Trato personalizado

-Rápida respuesta

-Trayectoria comprobada

-Casos de éxito en su haber

En cuanto al crédito, básicamente, si nos preguntamos qué características positivas debe tener, debemos decir que tendremos que evaluar:

-Tasa de interés, valores y si se trata de tasa fija o variable

-Montos máximos

-Plan de financiamiento, cantidad de cuotas

-Beneficios

-Gastos de otorgamiento

-Requisitos exigidos

Vale aclarar que encontraremos grandes diferencias entre los préstamos que se ofrecen en las entidades bancarias, con respecto a aquellos que brindan las empresas financieras, lo importante, en tal caso, es evaluar la relación costo-beneficio en cada institución, sin dejar de fijarnos si realmente podemos presentar los requisitos exigidos, cuestión que muchas veces funciona como traba para poder adquirir un préstamos personal.

Teniendo en cuenta todo lo expuesto anteriormente, es que debemos ir en busca del crédito que necesitamos, siempre que sirva para beneficiarnos y no para complicarnos la vida.

Publicado el

¿Por qué se solicitan préstamos personales?

Por qué se solicitan préstamos personales

La posibilidad de acceder a un préstamo personal para muchos se ve limitada, mientras que algunas personas entienden que someterse a la ley de la oferta y la demanda en el mundo de los créditos personales, puede llegar a ser peligroso para sus finanzas personales, otros están pensando en cuándo podrán pedir el próximo préstamo,  ¿qué es lo que motiva a una persona a solicitar un crédito personal?

Por qué se solicitan préstamos personales
En principio, podríamos decir que la financiación debe ser el motivo principal por el que miles de personas deciden confiar en los préstamos, sucede que muchas veces se necesita contar con cierta cantidad de dinero para la compra de un producto en particular y aunque se cuente con ese dinero, la persona prefiere abonar con un método extendido, aunque pague por ese elemento un precio más alto, el objetivo en este caso, es no desembolsar todo el dinero de una vez, sino dilatar el pago en el tiempo, lo que genera menor impacto en la economía personal de cada individuo.

Por otro lado, muchas personas desean adquirir determinado productos o bien pagar por un servicio, como viajes por ejemplo, y lo cierto es que no cuentan con el efectivo suficiente para hacerlo, por ello deciden ir en busca de un préstamo personal que les permita solventar esa compra, aunque luego deban pagar por ella durante un periodo superior a un año.

Hasta aquí hicimos referencia a productos que si bien para algunos representan grandes sumas de dinero, lo cierto es que no llegan a significar lo que una casa o un automóvil implican, en este caso tendríamos que hablar de créditos específicos para comprar esta clase de cosas, llámese préstamos hipotecarios o préstamos prendarios.

Viajes, fiestas, electrodomésticos o deudas, son los motivos principales y más comunes que llevan a una persona a solicitar un préstamo personal, intentando satisfacer una necesidad que será luego resuelta en un amplio margen de financiación.

Publicado el

Préstamo y deuda ¿qué sucede cuando no se abona un crédito a termino?

En tiempos difíciles como estos, cuando la inflación, muchas veces, hace que nuestros sueldos no duren o valgan lo suficiente como para llegar a fin de mes, puede que comencemos a contraer deudas, precisamente, porque el salario no alcanza a cubrir todos los gastos, imaginen que han pedido un crédito que deben saldar mes a mes, pero que no han podido hacerlo en el último tiempo, eso nos hace preguntarnos ¿qué sucede cuando no se abona un crédito a termino?

Préstamo y deuda qué sucede cuando no se abona un crédito a termino

La relación préstamo-deuda es muy peligrosa, dependiendo el tipo de institución en la que hayamos solicitado el crédito y las condiciones en la que lo adquirimos, eso de mirar la letra chica de los contratos es fundamental para no llevarnos luego un gran dolor de cabeza.

Aunque vale aclarar que, sin dudas, el primer camino para no llegar a preocuparnos es mantener el préstamo que hayamos solicitado al día, pero qué ocurre cuando no se puede, cuando la situación nos ha superado y nos atrasamos con el pago de las cuotas de un crédito.

En principio, existen diversas situaciones que aclarar, no es lo mismo retrasarse con el pago de una cuota o dos, a retrasarse totalmente con el pago del préstamo, dejando pasar meses sin abonar ninguna cuota y tampoco presentarse en la institución indicada a responder por tal situación.

En el caso del retraso en una o dos cuotas, lo que experimentaremos será una sanción, esta consiste básicamente en el cobro de los denominados intereses por mora, esto no son como los intereses comunes, de hecho, llegan a ser muy altos, por lo que muchas veces complican un poco más el estado de morosidad del cliente en cuestión, sin embargo, es una situación que tiene remedio.

En el  caso más grave de retraso en el pago del crédito, lo que podemos llegar a enfrentar es un embargo, esto dependerá del tipo de préstamo y contrato que hayamos firmado con la entidad emisora del préstamo, existen dos opciones, el embargo de los bienes que fueron declarados como garantía del préstamo, o bien, el embargo de parte del sueldo del titular del crédito.

Estas últimas son las sanciones más graves y las que, dependiendo el monto y las condiciones de contratación del crédito, pueden acarrear graves consecuencias para la economía de una persona.